Riego por exudación: ventajas y desventajas

Descubre todas las ventajas y desventajas de utilizar el riego por exudación como método de riego en tus cultivos

Existen diferentes tipos de riego, pero en el artículo de hoy exploraremos en profundidad el riego por exudación, un sistema de riego que se caracteriza por la exudación de agua a través de un tubo de carácter poroso.

Como el resto de métodos de riego, el riego por exudación cuenta con una serie de ventajas y desventajas que iremos conociendo a lo largo de este artículo. Os adelantamos que es un método muy eficiente y sostenible que por lo general ofrece grandes beneficios.

¿Qué es el riego por exudación?

El riego por exudación o riego exudante es una metodología de riego basada en el riego de los cultivos mediante un tubo con poros a través de los cuales el agua sale de forma progresiva y continua. Los poros pueden estar distribuidos de diferentes formas, en torno a toda la superficie del tubo o únicamente en uno de sus lados. 

Este sistema de riego tiene más de 2.000 años y está basado en el principio de capilaridad del agua. Gracias a una presión suficiente generada en el interior del tubo se consigue que el agua salga a la tierra por los poros y se logra que el caudal de la misma sea continuo y uniforme. De esta forma se pretende conseguir una mejor irrigación en las plantas y árboles. 

El riego por exudación viene afectado por las diferencias de presión entre el interior de los tubos o mangueras y el suelo. Por esto, es de vital importancia comprender su funcionamiento en suelos secos y húmedos. En suelos secos existe una presión mayo en el interior del tubo respecto del entorno de regado, lo que provoca que el agua salga en mayor cantidad. Por el contrario, cuando nos encontramos en entornos húmedos, el caudal de agua es mucho menor ya que la diferencia entre la presión de los suelos y la del interior de los tubos es mucho menor.

Riego por exudación: ventajas

El riego por exudación es una técnica de irrigación que presenta numerosas ventajas tanto para los agricultores como para el medio ambiente. Aquí te presentamos algunas de las principales ventajas de este método:

Eficiencia en el uso del agua

El riego por exudación aplica el agua directamente en la zona de las raíces de las plantas a un ritmo constante y controlado. Esto minimiza las pérdidas de agua y garantiza que las plantas reciban la cantidad adecuada de humedad para un crecimiento óptimo. 

Ahorro de energía y costos

Utiliza menos energía en comparación con otros métodos de riego. Esto se debe a que requiere una menor presión de agua y menos equipo de bombeo. Los agricultores pueden reducir sus costos operativos y su consumo de energía, lo que se traduce en ahorros económicos significativos a largo plazo.

Mejora de la calidad del cultivo

El riego por exudación permite una distribución uniforme del agua y los nutrientes, lo que se traduce en un crecimiento más equitativo y saludable de las plantas. Esto puede resultar en una mejor calidad de los cultivos, con frutos más uniformes en tamaño y madurez.

Reducción de enfermedades

Al mantener las hojas y frutos secos, el riego por exudación reduce la humedad en la superficie de las plantas, lo que a su vez disminuye el riesgo de enfermedades. Menos enfermedades significan menos necesidad de pesticidas, beneficiando al agricultor y al medio ambiente.

Automatización y control preciso

Los sistemas de riego por exudación se pueden automatizar y programar para proporcionar agua y nutrientes de manera precisa según las necesidades de las plantas. Esto permite un control más eficiente y un ahorro de tiempo para el agricultor.

Riego por exudación: desventajas

Si bien el riego por exudación ofrece numerosas ventajas, también presenta algunas desventajas que los agricultores deben considerar antes de implementar este sistema:

Costos iniciales elevados

La instalación de un sistema de riego por exudación puede ser costosa. Requiere la compra de tuberías, goteros, filtros y otros componentes específicos, así como la inversión en tiempo y mano de obra para la instalación adecuada del sistema. 

Mantenimiento y obstrucciones

A lo largo del tiempo, los goteros y las tuberías utilizados en el riego por exudación pueden obstruirse debido a la acumulación de sedimentos, bacterias u otros materiales. Esto requiere un mantenimiento regular, como la limpieza de los componentes o la sustitución de los goteros obstruidos.

Dependencia de la calidad del agua

El riego por exudación es altamente dependiente de la calidad del agua utilizada. El uso de agua con altos niveles de sedimentos o impurezas puede provocar obstrucciones en los goteros y en las tuberías con mayor frecuencia.

Limitaciones en cultivos grandes

Es altamente efectivo para cultivos en hileras o en áreas pequeñas y medianas, pero puede no ser la opción más práctica para cultivos de gran escala. La instalación y el mantenimiento de un sistema de riego por exudación a gran escala pueden resultar prohibitivamente costosos.

Vulnerabilidad a daños físicos

Los componentes de un sistema de riego por exudación, como las tuberías y los goteros, pueden ser vulnerables a daños físicos, como cortes, aplastamientos o roedores que muerden las tuberías. Estos daños pueden interrumpir el riego y requerir reparaciones frecuentes.

En Castillo Arnedo nos encargamos de ofrecerte una atención personalizada para aconsejarte de manera apropiada en función de las necesidades específicas de tus cultivos. Ponte en contacto con nosotros, estaremos encantados de ayudarte.

¿Hablamos?